Blogia
LIBROS & TECNOLOGÍA

Biblioteca sin libros

Biblioteca sin libros vía: mycomputer.com

Aunque de primeras parezca una incongruencia es la realidad que van a vivir en la Academia Cushing, un centro privado en Boston que contaba con 20.000 libros, y pasará a tener lectores de eBook y portátiles para la lectura y consulta. El centro privado tiene más de 144 años de historia y será uno de los primeros en ofrecer un centro de estudio digital en lugar de las tradicionales bibliotecas con libros físicos de texto. ¿Será este formato el futuro inmediato de las bibliotecas en general?

La iniciativa, pionera en Estados Unidos, está siendo impulsada por el director del centro, James Tracy, ha afirmado que la medida es lógica: “cuando veo los libros, contemplo una tecnología obsoleta, como los pergaminos antes que los libros [...] “(este proyecto) no es Fahrenheit 451 (novela de 1953 cuya historia narra la prohíbición de los libros). No vamos a desalentar la lectura, vemos el cambio como una forma natural de integrar las nuevas tendencias y optimizar las tecnología”.







La inversión realizada roza los 500.000 dólares y en total se ha comprado bastante material, 18 lectores de eBook, pantallas planas y ordenadores portátiles. Según Tracy será: “Un modelo de escuela del siglo 21 [...] En lugar de una biblioteca tradicional con 20.000 libros, estamos construyendo una biblioteca virtual donde los estudiantes tendrán acceso a millones de libros”.



Sin embargo la radical medida también tiene detractores dentro de la academia privada. Según parece piensan que la medida es demasiado extrema además de que no todos los libros están disponibles en formato digital y que el coste será mayor puesto que cada estudiante necesitará un lector de eBooks, cuya vida es mucho menor que la de un libro tradicional.



¿Qué pensáis vosotros?, ¿será este el futuro de las bibliotecas? ¿O bien sois de la opinión de que la experiencia de lectura tradicional con la sensación del paso de hojas es irreemplazable digitalmente?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

Xpectro -

La cosa más absurda...!

Pero bueno, si lo piensan bien lo que van a hacer es guardar todos esos libros bien, que de seguro se van a valorizar toneladas... conservación extrama, ah?

Miguel Calvillo -

Ahora mismo parece algo precipitado para un centro educativo. Ciertamente gran parte de la colección de bibliotecas escolares está obsoleta y no se usa, pero gran parte de la literatura de ficción actual no tiene acceso digital posible en este momento. La inversión que supone un lector de libros electrónicos es aún cara, no sólo por el precio del dispositivo, sino por los títulos accesibles y la vida del aparato.
El modelo actual no tiene más remedio que ser mixto. Quien quiera adelantarse al futuro tendrá que pagar tecnología punta muy efímera y no parece aconsejable.
Ahora bien: el futuro será digital, sin duda.

Dubitador -

Creo que tanto los lectores de ebook como los portatiles son demasiada complicacion, puesto que no se necesita disponer de todo un ordenador para acceder a la informacion que pueda tener recopilada la biblioteca.

Creo que se terminaran por popularizar una gran variedad de tabletas tactiles, funcionando como terminal remoto, desde donde consultaremos e interactuaremos con un espacio virtual mantenido en una maquina mas o menos cercana pero no nuestra. Seran pura pantalla a modo de interfase general, la cual podrá tener, no tener o combinar tanto alimentacion autonoma como externa y conectar tanto por cable como por ondas.

Las pantallas-tableta se fabricaran y ofertarán como dispositivo en sí, que en su version basica podrá llegar a ser realmente economica y ubicua, pudiendo recurrirse a dos o mas de ellas de modo coordinado segun la tarea o el modo de uso que se prefiera, permitiendo al usuario distribuir y organizar tanto los contenidos como la propia interfase vitual de gestion e interaccion, tal y como habitualmente podemos tener sobre la mesa varios libros abiertos, papeles, cuadernos, notas autoadhesivas, calculadora, diccionario, telefono movil... Tambien todo ello podria proporcionarlo, con menos complicacion y coste, el pico proyector de un telefono movil colocado frente o debajo del tablero de trabajo. O ¿qué decir de unas gafas que coordinandose con los movimiento de ojos y cabeza presenten un area de trabajo equivalente sea cual fuere la posicion que decidamos adoptar?

Las opciones llegaran a ser muchas pero lo comun en todas ellas será no requerir que poseamos y portemos todo un ordenador, ya que basta un sistema terminal que nos proporcione comunicacion e interaccion con los datos y potencia de proceso que podeamos requerir. Eso sí, esa comodidad y versatilidad propiciará el minucioso control y registro de toda nuestra rutina de uso, asi como la aplicacion de toda una imaginativa constelacion de tarifas en funcion de los mas peregrinos conceptos.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres